Skip to content

¿Qué es Osmosis?

May 24, 2022
Que es Osmosis el exchange descentralizado

Dentro del creciente universo blockchain que forma parte del ecosistema de Cosmos, Osmosis se presenta como un protocolo descentralizado que pretende convertirse en un punto central para el intercambio de valor del entorno multicadenas.

Osmosis es un protocolo blockchain orientado a las finanzas descentralizadas o DeFi, ya que se presenta como un intercambio descentralizado o DEX, con características de creador de mercado automatizado (AMM), brindando una serie de productos y servicios financieros descentralizados, como intercambio de tokens, staking y fondos de liquidez.

Lanzado a medidas de 2021, Osmosis surge como uno de los principales protocolos DeFi que forman parte del ecosistema multicadenas interoperables de Cosmos, ya que Osmosis cuenta con su propia cadena de bloques, creada con el kit de desarrollo de softwares, Cosmos SDK.

Cosmos SDK permite la creación de “cadenas de bloques específicas de la aplicación”, llamadas “Zonas”, es decir, un módulo de herramientas que permite a los desarrolladores la creación de cadenas de bloques independientes y personalizables, que cuenta con el mecanismo de consenso Tendermint como predeterminado, facilitando la creación de blockchains basadas en Prueba de Participación o Prueba de Autoridad (PoA), por lo que Osmosis cuenta con ese algoritmo de consenso.

Creada por Osmosis Labs, de la mano de Sunny Aggarwal, Josh Lee y Dev Ojha, Osmosis es una de esas Zonas de Cosmos, lo que significa que es un protocolo DeFi interoperable con las diversas cadenas de bloques que coexisten en el entorno de Cosmos, capaz de llevar su propuesta de AMM para las finanzas descentralizadas a un entorno interoperable y escalable, a través del Protocolo de Comunicación entre Blockchains (IBC) y por medio del Cosmos Hub.

OSMO es el token nativo de Osmosis, el cual se encarga de brindar la seguridad a la red, ofrecer incentivos a los 100 validadores que garantizan el funcionamiento de la misma, ofrecer liquidez a sus productos DeFi y también para pagar el costo de las tarifas de transacción en la cadena de bloques, así como las tasas dentro del DEX.

OSMO tiene un suministro máximo de mil millones de tokens, mientras que el protocolo plantea un sistema de tercerización que consta de 300 millones emitidos en el primer año, y a partir de ese momento, cada año se emitirá un máximo de ⅓ -un tercio- de total emitido en el año anterior hasta alcanzar el máximo.

Adicionalmente, el token nativo OSMO cumple un rol fundamental de gobernanza dentro de la red Osmosis, ya que el mismo permite a los validadores y usuarios la posibilidad de votar y proponer iniciativas enfocadas en la dirección del protocolo, así como los incentivos para los fondos de liquidez, la utilidad del mismo token y temas concernientes al funcionamiento de las recompensas y productos DeFi.

En total, los tokens recién emitidos tendrán una distribución que se reparte de la siguiente manera: 25% para recompensas de staking, validadores y delegadores; 25% compensación para los desarrolladores; 5% se envían al fondo comunitario; y un 45% se destinan a los incentivos para la minería de liquidez y los usuarios que ofrecen tokens a los pools de liquidez de Osmosis.

Te puede interesar: ¿Qué es Juno?

¿Cuál es la propuesta de valor de Osmosis?

Para entender la propuesta de valor que busca construir Osmosis, debemos centrarnos en sus intenciones como intercambio descentralizado y creador de mercados automatizados, ya que como AMM, Osmosis plantea un sistema innovador para los fondos de liquidez, al permitir la creación de pools personalizados, autónomos e interoperables con otras blockchains.

Los AMM se han consolidado como un elemento protagónico dentro del mundo DeFi, y de esta manera, Osmosis busca expandir y evolucionar el concepto de los AMM al establecerse como un laboratorio experimental para el desarrollo para probar modelos innovadores para el espacio de las finanzas descentralizadas.

Osmosis, inspira su origen en Balancer, Uniswap o Curve, con una propuesta de AMM evolucionada para empoderar a los proveedores de liquidez (LP) y yendo más allá del intercambio de tokens, sumando características de gobernanza dinámica e incentivos personalizados.

En este sentido, los fondos o pools de liquidez de Osmosis son protagonistas en la propuesta de valor tras el protocolo, ya que permite su creación de una manera descentralizada, personalizable y en donde la gobernanza de cada pool sea autónoma y definida por sus LP, otorgándoles características de Organización Autónoma Descentralizada o DAO.

De esta manera, cada fondo de liquidez creado por los AMM en Osmosis, goza de un nivel de personalización que incluye tanto los incentivos para los participantes como las tarifas de intercambio, mercado y salida -incluyendo cuáles tokens permitir-, curvas personalizadas -incluyendo modificaciones en el algoritmo-, intercambios de tokens y más.

La presencia de gobernanza particular y programable de manera individual para cada pool de liquidez, sin duda alguna es un cambio innovador para el espacio de los AMM y de la minería de liquidez en DeFi. Esta gobernanza se basa en el compromiso a largo plazo de los tokens LP vinculados a cada pool.

Tanto la gobernanza del protocolo como la de cada pool, debe resultar dinámica en cuanto a actualizaciones y ajustes, esto para mantenerse activos a las necesidades del mercado, por lo que la personalización de los pools de manera autónoma, en lugar de una preestablecida para todos, pretende garantizar esta gobernanza dinámica que plantea Osmosis para darle vida a mejores productos y servicios DeFi.

Además, por diseño, uno de los mecanismos novedosos presentados por Osmosis para los pools de liquidez, son los Liquidity Bootstrapping Pools (LBP), los cuales ofrecen un pool particularmente estipulados para la distribución de tokens o la oferta inicial de los mismos, ya que es posible con este marco crear un pool con pesos de los tokens diferentes al tradicional 50-50 -es decir, al participar en un pool, se ofrece liquidez en dos tokens por igual, por ejemplo, 50% en ATOM y 50% en OSMO-.

Osmosis Eschange

Los creadores pueden configurar el pool antes de su lanzamiento, para establecer una relación inicial entre dos tokens de un 70-30 o un 90-10, que podrá ajustarse hasta alcanzar el objetivo, es decir, el 50-50, en un determinado lapso, que una vez concluido convertirá al LBP en un pool tradicional soberano parte.

Finalmente, un producto sumamente llamativo desarrollado por Osmosis, es el Superfluid Staking o Staking Superfluido, una característica mixta que brinda la posibilidad a los usuarios de realizar staking a la vez que proporciona liquidez a un pool.

Esto significa que, tras bloquear tokens en un fondo de liquidez, recibir los tokens LP relacionados al mismo y vincularlos por un periodo concentro -mientras más días, más recompensas-, los usuarios reciben el valor vinculado -determinado y calculado por el protocolo- a dichos tokens LP en OSMO, el cual se utiliza automáticamente para hacer staking y participar en la protección de la red, obteniendo recompensas en OSMO, aprovechando así ambos servicios DeFi. Todo esto posible, con un sistema de staking líquido que, en vez de utilizar activos sintéticos, permite stakear tokens vinculados que ya se utilizan en el entorno DeFi. 

Esta característica está planteada además para ejecutarse en el futuro de manera interconectada con activos de otras cadenas, por medio del Interfluid Staking o Staking Interfluido, que a diferencia del anterior, permitirá hacer lo mismo pero haciendo staking superfluido con el token contraparte de OSMO, como por ejemplo, ATOM, apostando sus recompensas en dicha red para asegurarla.

Sin duda alguna, estos productos son parte de una propuesta de valor de Osmosis para la conformación de un AMM, donde los pools de liquidez cobran características de gobernanza y desarrollo única, que por si fuera poco, responden al último, pero no menos importante, punto clave tras su propuesta de valor, que es la interoperabilidad.

Al conectarse al entorno Cosmos, por medio del IBC, Tendermint y el Cosmos Hub, el protocolo Osmosis cuenta con una características y funciones únicas de interoperabilidad en un universo multicadena, que sirve para dinamizar el flujo de activos y acceder a funciones DeFi de manera escalable en Cosmos.

¿Dónde comprar Osmosis (OSMO)?

Para comprar OSMO, el token nativo de Osmosis, contarás con diferentes opciones centralizadas y descentralizadas. En primer lugar, puede adquirirlo a través de su propia plataforma, la Osmosis Zone, en donde podrás conectar una billetera vinculada al ecosistema Cosmos, como Keplr, y comerciar OSMO para adquirirlo con cualquier token -previamente adquirido- conectado al IBC de Cosmos, como son los casos de LUNA y UST de Terra, SCRT, BAND o CRO.

Adicionalmente, el token OSMO también está disponible en otras plataformas de criptomonedas como MEXC, Sifchain, Kava Swap, BKEX y Bitget.

Ecosistema Osmosis

Hablar del ecosistema de Osmosis, sería hablar de todo el universo multicadena de interoperabilidad de Cosmos, por las características e integraciones que previamente señalamos, convirtiéndose en un epicentro DeFi en la red Cosmos de más de mil millones de dólares en valor total bloqueado (TVL) hasta la fecha.

De esta forma, el ecosistema de Osmosis y su token OSMO, goza de exposición con otras blockchains IBC de Cosmos, que permite la creación de múltiples pools entre diversos activos, incluso con opciones entre pares que no incluyan OSMO, siendo así un flujo de activos dinámico para diversos protocolos dentro de Cosmos.

Cuanto vale el token Osmosis (OSMO)

A continuación podrás ver cuanto vale el Token OSMo el día de hoy

Crea totalmente GRATIS una cuenta en Binance para comprar y vender criptomonedas con 10% de descuento en comisiones haciendo clic en el siguiente enlace